Posted on

El hambre oculta es la causa de la obesidad.

La célula es la unidad básica de vida que constituye el cuerpo humano, el cual esta formado por millones de éstas. Cada célula tiene sus órganos, su inteligencia propia y su fábrica de energía. Es la unidad básica e inteligente de la vida orgánica. El hambre oculta ocurre cuando, por deficiencia invisibles cada una de las billones de células inteligentes del organismo se ve amenazada por falta de los sustratos esenciales para llevar a cabo sus funciones básicas de vida, por lo que éstas reaccionan con una alarma generalizada de hambre en todo el organismo lo cual se denomina hambre compulsiva.

En resumen: el hambre compulsiva ocurre por la existencia de deficiencia invisibles u ocultas, y es también conocido como el fenómeno del hambre oculta. Como ejemplo semejante de lo anterior, tenemos el síndrome de hambre compulsiva que manifiesta la mujer embarazada, desesperada por comer todo a su paso, debido a la deficiencia de nutrientes que le genera el feto en su interior, y que por lo general engorda durante el embarazo. El obeso presenta un síndrome semejante de deficiencia, compulsión por comer y gordura que se resuelve con micronutrientes.

En Medicina Sistémica contamos con EASY es una fórmula que obliga a la célula humana a rechazar la comida al bombardearla con micronutrientes, en consecuencia la célula reacciona con inapetencia o falta de apetito, ocasionando la perdida de grasa y la recuperación del metabolismo.